Mamografia digital

Es la radiografía de la mama. Un examen con rayos X convencionales que se utiliza para detectar tumores y quistes y para diferenciar entre ellos, los que tienen características benignas o malignas (cancerosas), incluso en etapas muy precoces de su desarrollo.

En el estudio usualmente se obtienen 2 ó 3 radiografías convencionales de cada seno. Los mamógrafos de última generación, utilizan una dosis mínima de radiación (0,1- 0,2 rads.) que no tiene riesgos para la mujer.

Según el equipo utilizado, la paciente puede permanecer sentada o de pie mientras se lleva a cabo el procedimiento. Se coloca la mama sobre una superficie plana que contiene la placa de rayos X y se presiona suavemente contra ella por medio de un dispositivo denominado compresor, que contribuye a aplanar su tejido. El proceso se repite con la otra mama y las placas de rayos X se toman desde diferentes ángulos: oblicua, lateral y cráneo-caudal.

Se puede presentar cierta molestia cuando la mama se comprime para tomar la placa. Como en otros estudios radiológicos, debe tenerse en cuenta si la paciente está embarazada o amamantando.

 UN AVANCE IMPORTANTE: LA MAMOGRAFIA DIGITAL

Es una mamografía que, en su procedimiento, utiliza exclusivamente métodos digitales para la obtención y registro de las imágenes a través de soportes de imagen digital, tales como monitores, cámaras, lectores e impresoras.

Está aprobada por la FDA (Food and Drug Administration) desde el año 2000 y debe destacarse que en Europa hay actualmente, más de 200 equipos funcionando. La demora de su aplicación se debe a que la imagen mamográfica requiere más definición que el resto de radiografías.

Algunas de las principales ventajas del mamógrafo digital en las prestaciones que superan al analógico, incluyen:

  • la rapidez (en 5 segundos se obtiene la imagen),
  • el rango dinámico (16 veces más tonos de grises)
  • las posibilidades de manipulación de la imagen (se puede modificar y ampliar la imagen digital, variar tonos, intensidades, contrastes y añadir o quitar elementos) cuyo resultado es el de obtener un estudio más completo,
  • la posibilidad de almacenar las imágenes
  • el envío por la red o posibilidad de consulta a distancia en cualquier lugar.

Sin embargo, no hay consenso universal de momento, acerca de las capacidades diagnósticas de uno u otro método. En nuestro país, sólo se utilizaban equipos de estereotaxia, aunque ya es posible utilizarlos en mamografías de campo completo.

 MAS RESOLUCIÓN, MENOS IRRADIACIÓN

De igual modo, se calcula que reduce la dosis de radiación entre 20 y 80% por cada mamografía y por la disminución del número de placas necesarias debido a que para alcanzar una alta resolución, el empleo de tecnología digital permite que el píxel ("unidad" de resolución que substituye al grano de la película) puede ser tan pequeño como queramos, y es completamente independiente de la dosis de irradiación.

En un aspecto más objetivo, la alta resolución de los equipos más modernos permiten detectar:

  • lesiones mínimas como microcalcificaciones y
  • áreas de desestructuración o distorsión glandular, utilizando la ayuda de herramientas informáticas que permiten reconocer patrones tisulares repetitivos conocidos.

De hecho, las más importantes asociaciones de radiología como el Academic College of Radiology están en plena fase de ensayo clínico en vistas a la posibilidad de sustituir las mamografías analógicas por las digitales en las campañas de screening, e incluso se está investigando en la sustracción de imágenes tras la administración de contraste, con prometedores resultados similares a la Resonancia Magnética.

En definitiva, el objetivo alcanzado y que seguirá mejorando es: más resolución con mínima irradiación, con las ventajas adicionales que resultan imposibles para la tecnología analógica, como ser su uso en los servicios de telerradiología, los sistemas de archivos de imágenes y sistemas de comunicación (PACS), los sistemas de historia clínica electrónica (HIS) e información radiológica (RIS), diagnóstico y detección asistidos por computadora (CAD), etc.